Los cirujanos estéticos de Policlínica Gipuzkoa José M. Del Amo y Olatz Arcelay

“En cirugía plástica las técnicas más simples van ganando en demanda, por sus resultados naturales”

Los cirujanos plásticos de Policlínica Gipuzkoa, José Mª Del Amo y Olatz Alcelay, explicarán las técnicas más novedosas con y sin cirugía para el rejuvenecimiento, en el Aula de Salud del próximo martes 24 de noviembre. Las técnicas mediante infiltraciones con toxina botulínica o de relleno han aumentado de forma exponencial en los últimos años. El perfil del paciente que más ven en su consulta son mujeres entre 35 y 50 años.

Este martes, 24 de noviembre, los cirujanos plásticos Policlínica Gipuzkoa, José María Del Amo y Olatz Alcelay, impartirán una conferencia bajo el título “Vive sin complejos. Conoce las últimas técnicas de rejuvenecimiento con y sin cirugía” en el ciclo de las Aulas de Salud. La conferencia se desarrollará en la Sala Kutxa de la Calle Andía a las 19:30 horas con entrada libre hasta completar aforo.

“Nuestra esperanza de vida y nuestra calidad de vida han ido en aumento, además de alcanzar nuestra plenitud más tarde, como la formación, el trabajo o los hijos, y llega un momento en el que se puede producir cierta discrepancia entre cómo nos sentimos y cómo nos vemos. Antes no había opción de cambiar, pero ahora sí y muchas además, -explica Olatz Alcelay-, “es una elección. Podríamos entrar en la discusión de si tenemos que envejecer “dignamente” o “con dignidad”.

En palabras del cirujano plástico José Mª Del Amo, “en los últimos años hemos visto como van cogiendo fuerza las técnicas más simples, de menor recuperación y con resultados más inmediatos y naturales. Las técnicas mediante infiltraciones con toxina botulínica o de relleno han aumentado de forma exponencial. Simple, rápido, nada molesto y con resultados evidentes desde el primer momento”.

En los últimos años, tanto José Mª Del Amo como Olatz Alcelay vienen trabajando en todas estás técnicas simples de emplear que permiten, ya sea aisladamente o de forma complementaria a la cirugía, resultados y expresiones más naturales. “Las infiltraciones de grasa han demostrado ser muy eficaces para potenciar y resaltar los resultados de una intervención de párpados, además de conseguir disimular o incluso eliminar las ojeras oscuras de esta zona. Es uno de los tratamientos estrella de este año y de cuyos resultados nos sentimos muy satisfechos”, cuenta el especialista y resume, “son pequeños gestos con grandes resultados”.

Respecto a la típica pregunta sobre la adicción que pueden generar este tipo de intervenciones, la cirujana plástica, Olatz Alcelay es clara, “es una palabra desmesurada. Aunque, sí existen casos de gente que parece no terminar nunca de estar a gusto con su propio cuerpo. Se llama dismorfofobia y acuden repetidamente a la cirugía en busca de un resultado que nunca es suficientemente satisfactorio. Detectarlo no es fácil y el cirujano tiene la posibilidad y el deber ético de negarse a continuar. Por suerte, no es lo habitual”.

Evolución en la cirugía estética, que en palabras de José Mª Del Amo, “viene muy determinada por la demanda del paciente. Se dispone de menos tiempo y el paciente tiene que recuperar o incluso no interrumpir su actividad social o laboral. No se buscan resultados espectaculares sino resultados naturales y reales”.

El perfil del paciente que más ven en su consulta son mujeres entre 35 y 50 años. A esta edad las pacientes buscan principalmente pequeños retoques de rejuvenecimiento facial como la toxina botulínica e intervenciones derivadas del proceso de maternidad, como el Mommy Makeover, proceso en el que este equipo está especializado.

MOMMY MAKEOVER, un concepto no sólo de famosas

Uno de los aspectos importantes que distingue a este equipo es que realizan el novedoso concepto denominado Mommy Makeover, conocido entre los rostros femeninos más famosos. “Se trata de un conjunto de técnicas que pretende revertir los cambios que la maternidad puede dejar en el cuerpo de la mujer. Si bien la mayoría de mujeres que han dado a luz consiguen recuperar su tono y figura a base de dieta y ejercicio, algunas no logran volver a su anterior físico” explica el doctor Del Amo.

Se trata de técnicas conocidas y de práctica habitual que se centran en la recuperación de la figura femenina tras el parto: procedimientos de cirugía mamaria como aumento, reducción o elevación; procedimientos de contorno corporal como liposucción, mini- abdominoplastias o abdominoplastias completas y procedimientos de cirugía genital como la labioplastia.

“Una de las ventajas de Mommy Makeover es que se puede intentar recuperar la figura previa a tener hijos y mejorar varios aspectos físicos en un único acto quirúrgico, lo que supone un solo proceso de anestesia y un único periodo de recuperación” asegura la especilista Alcelay.

Antes de pensar en un tratamiento de este tipo es necesario esperar al menos un año desde el último parto o desde que terminó la lactancia y que la paciente realice el esfuerzo de recuperación de su figura siguiendo un programa de cuidados de salud, dieta y ejercicios. “Mommy Makeover nunca debe sustituir esta parte, sino que es un complemento final a ese recorrido” concluyen los especialistas.


Aulas celebradas 2016

Aulas celebradas 2015